martes, 6 de mayo de 2014

Problemas de ereccion durante la adolescencia

En la actualidad se cree que los jóvenes y adolescentes tienen plena vitalidad y energía y que no tendrán problemas de erección. Si tu como lector lees esto y lo crees estas cayendo en un error común ya que este tipo de población también cuenta con estos problemas. En general es cierto que afecta a más población de hombres mayores que a jóvenes y adolescentes pero como veremos a continuación los jóvenes también lo sufren.

Problemas de ereccion en adolescentes


¿Cómo resolver estos problemas en los jóvenes y adolescentes?


Como sabemos la causa de los problemas de erección pueden estar debido a dos problemas: físicos o psicológicos.

Entre los problemas psicológicos que pueden llegar a causar esta disfunción eréctil en ellos se encuentran en sentimientos de culpabilidad hacia las relaciones sexuales, temores como embarazar a su novia o compañera de prácticas sexuales o a contraer enfermedades venéreas además de la ansiedad que supone entrar en la vida sexual.

Entre los problemas relacionados con la fisiología del organismo podemos encontrar casos de problemas de circulación que serán los protagonistas de la disfunción eréctil o impotencia durante este periodo de la vida tan importante.

Además algunas prácticas que realizan los adolescentes no son del todo saludables para lograr una erección. Dentro de estas prácticas tenemos la ingesta de bebida alcohólica, en especial durante los fines de semana además si están combinadas con drogas a parte de otros problemas de salud, será difícil que consigan una erección vigorosa y duradera.  El tabaco es otro factor que puede provocar disfunción eréctil. El porcentaje de adolescentes fumadores aumenta sin que vean un riesgo para la salud.
Además los complejos que sufre el adolescente debido a los cambios que experimenta en esta etapa pueden ver su pene pequeño, en la mayoría de los casos por una información incorrecta o por el visionado de pornografía.

Si has llegado aquí teniendo estos problemas, la mejor alternativa siempre es consultar con un médico para descartar los problemas fisiológicos del organismo y además él te orientara en afrontar el problema. Quizás introduzca en tu vida una serie de consejos como llevar una vida saludable, llevando una dieta equilibrada e incorporar en tu vida diaria algo de ejercicio. Si además después de esto sigues teniendo problemas será tratar el problema con un psicólogo que te ayudara a saber de dónde viene el problema y así empezar a disfrutar de una vida sexual plena y saludable.

Lo más importante no seas vergonzoso que a todos nos pasa alguna en la vida y en la forma de afrontarlo es donde encontraremos la solución al problema.

No hay comentarios:

Publicar un comentario